• info@gbgeditora.com

VALENCIA (1)

Ciudad fundada por los romanos el año 138 antes de Cristo como Valentia Edetanorum, junto al río Turia, a unos 4 kilómetros del mar, aunque el crecimiento urbano de Valencia ha unido hace años la ciudad y su puerto o grao.

Patente de sanidad emitida por Valencia el 25-6-1728 con vista de pájaro de la población, protegida por una corte celestial. Autor desconocido.
Patente de sanidad emitida por Valencia el 9-12-1803 con vista de pájaro de la población, protegida por sacra reunión. Autor desconocido.

En patentes de sanidad emitidas el 25-6-1728 y el 9-12-1803, entre otros ejemplos, se representa un grabado de la población de Valencia que, con diferencias de detalles menores, fue repetido a lo largo del siglo XVIII y comienzos del XIX. La ciudad se representa tras del río Turia, atravesado por cinco de sus puentes, destacando sobre los muros que la defienden el caserío, del que sobresalen los campanarios y las cúpulas de los templos. En dicho grabado, a pesar de la función del documento sanitario, no aparece ninguna referencia al mar que surcaban las embarcaciones que recibían las citadas patentes.


Sobre la ciudad, entre los escudos heráldicos del reino, con yelmo y murciélago, y de la ciudad de Valencia, timbrado por corona y murciélago, separando el mundo terrenal de la corte celestial, aparece una filacteria con la leyenda: “NOBILISSIMA AC FIDELISSIMA CIVITAS VALENTINA”.


La corte celestial que ampara la ciudad está presidida por la Virgen de los Desamparados, con azucenas y una rosa en la mano derecha y su hijo, abrazado a una cruz, en el otro brazo. Desde el año 1416, por autorización de Alfonso V el Magnánimo (1416-1458), la imagen muestra en su túnica dos santos Inocentes de los sacrificados por Herodes. La Virgen de los Desamparados fue proclamada el 1885 patrona de la ciudad de Valencia, con aprobación del Papa León XIII.


Flanqueando la representación de la Virgen de los Desamparados se sitúan:

  • San Miguel Arcángel, presente en las religiones, judía, cristiana e islámica, como jefe de la milicia celestial, que combatió a los ángeles rebeldes y al dragón del Apocalipsis; asimismo intervendrá en el juicio final pesando las almas. Se representa alado, con armadura, casco, con o sin espada; se identifica con la traducción de su nombre hebreo: “QVIS SICVT DEVS”, “Quién como Dios”.

  • San Rafael Arcángel, considerado protector de los viajeros y de la salud, aparece representado con espada en su mano derecha y corona en la otra, identificándose como: “MEDICINA DEI” O “Medicina de Dios”.

  • San Vicente Mártir, de Zaragoza o de Huesca, diácono de Valero, obispo de Zaragoza, según la tradición, fue martirizado el año 304. Su culto se extendió por todo el Imperio Romano, y tradicionalmente se suelen localizar sus restos en Francia, en el Peloponeso (Grecia) o en Lisboa (Portugal). Aparece representando con una cruz de aspa o de san Andrés y palma de martirio, es patrón de la ciudad de Valencia.

  • San Vicente Ferrer, acreditado predicador dominico, que participó en el Compromiso de Caspe (1412), en el que fue elegido Fernando de Antequera como rey de Aragón. Canonizado el año 1455 por el papa Calixto III, fue proclamado patrono por la ciudad y Reino de Valencia/València. Aparece representado con hábito dominico, levantado el dedo índice, actitud con la realizó varios milagros, una mitra episcopal, por el obispado que rechazó, y una filacteria con el lema apocalíptico: “TIMETE DEVM ET DATE ILLI HONOREM QUIA VENIT HORA IVDICIS EIVS” o “Teme a Dios y dale honor, porque vendrá la hora de su juicio”.

© Antonio Gil Albarracín

Doctor en Historia

48 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
 
Privacidad Política cookies